Hoy he hecho trufitas crudiveganas, aprendí a hacerlas en el curso de superalimentos impartido por la marca Iswari del que os hablé hace un tiempo.

Son unas bolitas de frutos secos y dátiles con macaccino de Iswari (lleva cacao crudo, maca y azúcar de coco). Aunque también podéis hacerlas con cacao en polvo o con espirulina y semillas de cáñamo, están sorprendentemente buenas.

Los frutos secos aportan gran cantidad de micronutrientes (vitaminas y minerales), fibra y grasas saludables. Yo he utilizado avellanas y almendras pero podríais utilizar nueces, pacanas, nueces de macadamia o castañas.

Los dátiles aportan su sabor dulce y mucha energía, además son ricos en antioxidantes e importante fuente de minerales como el magnesio y potasio.

Combinando estos ingredientes con el macaccino de Iswari obtenemos unas bolitas deliciosas con una elevada cantidad de nutrientes y antioxidantes y muy saciantes. lo que hace de estas trufitas una buena opción para comer a media mañana o de merienda.

La bebida de arroz sirve para aligerar un poco la mezcla y que ligue con mayor facilidad, en realidad podéis utilizar la bebida que más os guste, incluso agua.


Raciones: unas 25 bolitas

Tiempo de preparación: 10 minutos

 

Ingredientes:

  • Tres puñados de avellanas.
  • Un puñado de almendras.
  • 10 dátiles sin hueso.
  • Un chorrito de bebida de arroz.
  • Dos cucharadas colmadas de macacino Iswari. Y una más para rebozar las bolitas.

 

Preparación:

Poner en el vaso de la batidora las avellanas, las almendras, los dátiles y un chorrito de bebida de arroz.

      

Triturar hasta obtener una pasta gruesa, con trocitos.

Añadir el macaccino y mezclar.

Poner una cucharada de macaccino en un cuenco.

Coger una cucharadita de masa y formar una bolita.

Pasarla por el macacino hasta rebozarla por completo.

Repetir hasta acabar con toda la masa.

Guardar en la nevera.

 

Para servir:

Es un snack estupendo para la merienda o a media mañana.